Enfoque

Proyectos PPD en San Vito de Coto BrusProyectos PPD en San Vito de Coto Brus

PNUD Costa Rica ha desarrollado un portafolio amplio de proyectos en temas de ambiente y energía cubriendo una variedad de temas. La mayoría apunta a consolidar la contribución de Costa Rica a los bienes públicos ambientales globales, i.e. la capa de ozono, la variación climática y la conservación de la diversidad biológica.

En este sentido ha articulado recursos financieros internacionales para que el país haga un aporte a los bienes públicos globales, participar activamente en el monitoreo del cumplimiento de los compromisos globales ambientales, fortalecer sus capacidades para asumir estos compromisos de forma sostenible. Sin embargo, PNUD Costa Rica también apoya acciones en temas de interés estrictamente nacional, como turismo rural comunitario, el desarrollo rural y la competitividad empresarial. Recientemente, ha apoyado actividades relacionadas con la gobernabilidad del agua que tienden al establecimiento de un programa en este tema.

Acciones prioritarias

Proyectos de PPDProyectos de PPD

3.1 Capacidad Nacional para cumplimiento de Compromisos Globales Ambientales

A través del proyecto "Autoevaluación de las Capacidades Nacionales" se busca fortalecer la capacidad institucional de promover, verificar y reportar el cumplimiento de compromisos globales ambientales por parte del país. Costa Rica ha suscrito convenciones internacionales ambientales relacionadas con cambio climático, la protección de la biodiversidad y de la capa de ozono y la degradación de tierras. Estos acuerdos tienen implicaciones para muchos ministerios e instituciones públicas y este proyecto busca fortalecer la capacidad del país de cumplir con dichos compromisos. Esta oficina también llevamos a cabo actividades que facilitan el cumplimiento de los mismos, como por ejemplo apoyo a la elaboración de informes nacionales.

Es así como se da la creación de una Arquitectura Institucional y Financiera que liderará al país en su camino hacia un modelo de desarrollo basado en el respeto al ambiente, bajas emisiones y desarrollo humano hasta el 2021. Este sistema dota al país de un mecanismo financiero para generar programas y proyectos de adaptación, mitigación, eficiencia energética, energía renovable, vivienda verde y transporte, a través de un Fondo Nacional de Cambio Climático que centraliza la información, la asistencia técnica y económica internacional para Costa Rica.

3.2 Protección de la capa de ozono

Costa Rica accedió la convención de Viena y el Protocolo de Montreal en 1991. Subsecuentemente ratificó las enmiendas de Londres y Copenhague en 1998. Todavía queda pendiente la ratificación de la enmienda de Montreal y Beijing. Todos estos acuerdos tienen implicaciones para Costa Rica como país. PNUD a través de proyectos de reducción de sustancias agotadoras de la capa de ozono asistirá al país en su cumplimiento de sus compromisos globales sobre la capa de ozono.

3.3 Protección a la biodiversidad

PNUD asistió al país en la formulación de la Estrategia Nacional de Conservación y Uso Sostenible de la Biodiversidad. Esta se enmarca en los compromisos adquiridos por Costa Rica al firmar y ratificar el Convenio sobre la Diversidad Biológica en la Cumbre de la Tierra en Río en 1992. Esta línea estrategia busca fortalecer la capacidad del país con el fin de cumplir con el convenio.

Actualmente, el PNUD facilita la ejecución, con recursos del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM), de un proyecto que pretende remover las barreras existentes y que impiden la sostenibilidad del Sistema Nacional de Áreas de Protegidas. Además, también con recursos del FMAM, apoya el mejoramiento de la gestión y prácticas de conservación en la Isla del Coco.

Además, el PNUD impulso un gran proyecto nacional para la consolidación y manejo sostenible de las áreas ambientales protegidas del país que ocupan cerca de un 25% del territorio. La iniciativa impulsa un mecanismo de Pago por Servicios Ambientales, la protección a la biodiversidad, el turismo responsable, la generación de proyectos productivos en comunidades cercanas a las zonas protegidas, la mejora en su administración, el logro de una sostenibilidad financiera y la promoción de modelos de desarrollo comunitarios ligados a la conservación.

A través del Programa de Pequeñas Donaciones (PPD), financiado por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF por sus siglas en inglés) e implementado por el PNUD, se ha apoyado a más de 15 mil personas de forma directa mediante 500 proyectos comunitarios que generan oportunidades productivas con un enfoque de protección de los recursos ambientales. Este apoyo se ha dirigido en un 80% a organizaciones de base comunitaria, con una alta participación de grupos de mujeres y poblaciones indígenas.

Existen muchas experiencias que visualizan los beneficios del PPD, y entre ellas se destacan el apoyo a la Ley de Fomento a la Agricultura Orgánica, a la Ley para el Fomento del Turismo Rural Comunitario, y diversas iniciativas para impulsar el turismo rural comunitario.

Un ejemplo de apoyo a una iniciativa de turismo comunitario lo viven directamente más de 250 habitantes de la comunidad indígena de Yorkín. En este lugar La Asociación Stibrawpa Personas Artesanas de Yorkin, recibió apoyo para reconstruir la Posada Rural de Stibrawpa como una herramienta para impulsar la economía y garantizar la permanencia de las familias en esta comunidad indígena, ante los repetitivos desastres naturales suscitados por el cambio climático en los últimos años. Con el proyecto turístico se han impulsado iniciativas de desarrollo local en la comunidad, que generan fuentes de ingresos para mejorar la calidad de vida de los pobladores, a la vez que se fortalece la agricultura en la zona, se preserva la cultura indígena y se contribuye al cuido de la diversidad y belleza natural étnica de la Cuenca del Río Yorkín.

No menos importante ha sido el apoyo del PPD al establecimiento del Programa Nacional de Corredores Biológicos y a la construcción e implementación de la Estrategia Nacional de Manejo del Fuego.

3.4 Cambio climático (mitigación y adaptación)

En 1992 Costa Rica firmó la convención marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático y subsecuentemente en 1994 la ratificó. En 1998 Costa Rica firmó el Protocolo de Kyoto. La ratificación se hizo en 2002. Al principio del 2005 después de casi 7 años desde que se inició las negociaciones para el Protocolo de Kyoto, con la ratificación de Rusia por fin entró en vigor. El propósito de esta línea de trabajo es asistir al país en el cumplimiento de su compromiso con la convención mencionada. En la actualidad se colabora con el Instituto Meteorológico Nacional en aumentar el conocimiento relacionado con el cambio climático para una mejor toma de decisiones y elaboración de políticas. Específicamente, apoyando la elaboración de las comunicaciones nacionales en el tema, analizando la vulnerabilidad actual del país y proponiendo medidas de adaptación del sector hídrico al cambio climático. Además, con el fin de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, se están apoyando los esfuerzos del Instituto Costarricense de Electricidad de electrificación rural con fuentes de energía renovable en sitios sin acceso a la red.

3.5 Compuestos orgánicos persistentes

Los contaminantes orgánicos tóxicos constituyen una seria amenaza para el medio ambiente mundial y la salud del hombre. Costa Rica ratificó la convención de Estocolmo que busca prohibir el consumo de los compuestos orgánicos persistentes (COPs). Aún así, en el país no se realiza un manejo adecuado de estos contaminantes. Hay cantidades importantes almacenadas que requieren de un destino final, o ser eliminadas de forma científica. No existe esa capacidad en el país, por lo que esta línea de trabajo busca fortalecer la capacidad del país para manejar adecuadamente los COPs. Esto incluye documentar y promover una reducción fuerte y sostenida de su consumo.

3.6 Gobernabilidad del agua

Esta línea de trabajo apoya la formulación de un marco de gestión del agua que promueva el uso sostenible de los recursos marinos, costeros y de agua dulce, así como el acceso mejorado a los servicios de agua potable y alcantarillado. La gestión adecuada del agua requiere el fortalecimiento de esquemas de manejo en el nivel local, nacional, de cuenca y de región; y requiere la aplicación de principios de manejo integrado de los recursos hídricos.

Los retos de la provisión sostenible de agua potable y saneamiento en el país se sintetizan en superar las condiciones actuales: una gobernabilidad del agua obsoleta, atomizada y desarticulada.

El debate sobre el tema ha sido expresado en la agenda nacional y en las conversaciones entre el país y agendas cooperantes. Durante los dos últimos años se han realizado consultas a nivel nacional y regional sobre el tema, donde el PNUD ha tenido presencia sustantiva. Existen tres proyectos de ley marco de aguas en la Asamblea Legislativa, y políticas económicas sobre el manejo del agua en construcción y negociación por parte del MINAE, el ministerio rector del recurso.

El objetivo es concretar el establecimiento de un programa de agua con la idea de fortalecer y dar seguimiento a las actividades de la estrategia nacional para los recursos hídricos y el plan de recursos hídricos. Se promueve el diálogo entre alcaldes, instituciones del sector, y otros actores relevantes.

3.7 Transporte y Energía

El aumento en la flota vehicular y poca inversión en la infraestructura vial hacen que la congestión vial cada día sea mayor. Esto causa pérdidas de productividad, contaminación atmosférica, impactos a la salud y en general una menor calidad de vida para la mayoría de la población de la zona urbana. Esta situación combinada con altos precios de petróleo y que el 100% de este es importado cobra mayor importancia cada día. El país no cuenta además con una estrategia coherente en este campo. Tiene además buen potencial para movilización de recursos debido a su relación con reducción de emisiones.

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Costa Rica 
Ir a PNUD Global

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe