• Acuerdo de cooperación entre el Ministerio de Ambiente y Energía, el  Ministerio de Aguas y Bosques de Costa de Marfil y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), contribuirá a la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y facilitará el intercambio de conocimiento entre los países.

 

Miércoles 31 de julio, San José. Con el objetivo de expandir las áreas de cooperación para hacer frente a los efectos de la crisis climática, desarrollando esfuerzos en materia de producción sostenible, financiamiento para la biodiversidad, mitigación y adaptación, el Ministerio de Ambiente y Energía de Costa Rica (MINAE), el Ministerio de Aguas y Bosques de Costa de Marfil y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), firmaron esta mañana en el auditorio de la Fundación Omar Dengo, un acuerdo de cooperación Sur-Sur

Al respecto, el Ministro de Ambiente y Energía, Carlos Manuel Rodríguez, se mostró complacido  de seguir trabajando en la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y el intercambio de conocimiento entre los países.

  “Costa Rica es un país líder en la conservación y recuperación de la cobertura forestal, somos proponentes y una de las regiones que presenta mayor avance en la implementación de la Estrategia Reducción de emisiones por deforestación y degradación (REDD+). Esto lo hemos logrado mediante la implementación de incentivos forestales como el Pagos por Servicios Ambientales (PSA) y políticas públicas visionarias como la Ley Forestal y la Ley de la Biodiversidad, gracias a la cual logramos revertir la tendencia de deforestación, al mismo tiempo que mantuvimos un crecimiento económico”.

En este sentido, el Ministro de Aguas y Bosques de  Costa de Marfil, Alain Richard Donwahi señaló que “para Costa de Marfil es muy importante tomar decisiones para salvar y reconstituir la biodiversidad. Por eso firmamos la Declaración de Nueva York y participamos en intercambios de experiencias como esta visita a Costa Rica. Estamos muy agradecidos con el gobierno de Costa Rica y la participación de la Vicepresidenta y el Ministro de Ambiente y Energía, quienes han demostrado la  importancia que le da el país a la cooperación sur-sur, y con el PNUD por organizar la misión”.

Según el más reciente Informe de la Plataforma Intergubernamental Científico-Normativa sobre Diversidad Biológica y Servicios de los Ecosistemas (IPBES), el cambio climático será el factor de más rápido crecimiento que afectará negativamente la diversidad biológica en las Américas y sus consecuencias colocarán en extrema vulnerabilidad a las poblaciones económicamente marginadas en África para el año 2050.

“La resiliencia de nuestra madre naturaleza está ligada vitalmente a su grado de diversidad. Hoy, el mundo se está moviendo hacia soluciones basadas en la naturaleza, que  hagan frente a desafíos persistentes como la erradicación de la pobreza, el cambio climático y el empoderamiento de las mujeres y las niñas y los países del sur tienen un rol decisivo. Esto nos convoca a trabajar de manera conjunta y plantear soluciones creativas para proteger la biodiversidad y por tanto nuestro futuro”, indicó José Vicente Troya Rodríguez, Representante Residente del PNUD en Costa Rica.

Dicha firma se llevó a cabo en el marco del intercambio de Cooperación Sur-Sur entre Costa Rica y Costa de Marfil “Misión de Aprendizaje sobre Pago de Servicios Ecosistémicos (PSE) y Ecoturismo”, espacio articulado por PNUD que se estará celebrando en Costa Rica a partir del 27 de julio y hasta el 02 de agosto.

 

Sobre la misión internacional

 

Costa Rica presentará sus conocimientos en cuanto a conservación y recuperación de la cobertura forestal, al ser uno de los países proponentes y de los que presenta mayor avance en la implementación de la Estrategia Reducción de emisiones por deforestación y degradación (REDD+). Mediante la implementación de incentivos forestales como el Pagos por Servicios Ambientales (PSA) y políticas públicas visionarias como la Ley Forestal y la Ley de la Biodiversidad, logró revertir la tendencia de deforestación al mismo tiempo que mantuvo un crecimiento económico. En poco más de 30 años pasó de un 21% a cerca de un 53% de cobertura forestal. En la actualidad alberga más del 6% de la biodiversidad del mundo y percibe entre 1 y 2 billones de dólares en recursos por turismo, entre ello ecoturismo y turismo de aventura.

Por su parte, Costa de Marfil pondrá a disposición su experiencia como uno de los principales productores y proveedores de cacao en el mundo, producto agroforestal que podría generar un ingreso importante ante su escasa productividad. Sus buenas prácticas se traducirán en asistencia técnica y conocimiento para poder emular estos esfuerzos de alto volumen.

La agenda de trabajo comprende visitas a organizaciones locales vinculadas con la implementación y la promoción del Pago por Servicios Ambientales (PSA), con el fin de facilitar un espacio para la transferencia de soluciones de desarrollo, así como la movilización de recursos e inversiones del sector privado. Se contará con la participación del personal del Fondo Nacional de Financiamiento Forestal (FONAFIFO). Así mismo, se presentarán los avances sobre el monitoreo de cambio de uso de la tierra en paisajes productivos vinculado a tenencia con el fin de que Costa de Marfil pueda replicar estas acciones y alcanzar beneficiar las y los pequeños productores que conservan la cobertura forestal.

La misión concluirá el viernes con una reunión con el personal de políticas y personas funcionarias involucradas en el proceso de pago por servicios de los ecosistemas, teniendo en cuenta la importancia de las comunidades en la protección de la biodiversidad y la naturaleza.

Icon of SDG 13 Icon of SDG 17

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Costa Rica 
Ir a PNUD Global